Una firma de correo electrónico es una parte de la imagen de una marca, que es algo más que su nombre y su puesto. frecuentemente es llamada pie de página de correo electrónico.

La firma de tu correo electrónico es algo más que simplemente tu nombre y cargo profesional. Debe animar al lector a responder, proporcionar información de contacto, y captar la atención del lector de forma positiva y memorable.

Si trabajas en una empresa como si eres un profesional freelance, es más que recomendable que utilices una firma de email corporativa, con el logotipo y la información de contacto tuya y de tu actividad.

Indicar quién o quiénes son

Informar al destinatario del correo quién es el que envía la información o se pone en contacto con él. Nuestro nombre y apellidos, además del puesto que desempeÑAS en la empresa son fundamentales para que os identifiquen y sepan a quién dirigirse en el caso de querer responder, o realizar una llamada. Hay que ser prácticos y dar facilidades para que no tengan que buscar información del sitio.

Utilizar el logo de la empresa o una foto propia

Para mejorar nuestra firma de correo electrónico es muy recomendable añadir como mínimo el logo de la empresa o marca al que pertenece el buzón. Si se trata de una cuenta personal (no una cuenta genérica como pueda ser info@minegocio.es o rrhh@tuempresa.com) podemos también añadir una foto en miniatura de la persona, con el fin de transmitir mayor confianza al destinatario del correo.

Indicar tus datos de contacto

Es conveniente que la información sea correcta, y que facilite que los usuarios tu localización. No hace falta que pongas un mapa con Google Maps, pero sí la dirección exacta de tu oficina o de las instalaciones donde tienes tu negocio. Si alguien quiere saber más sobre dónde está ubicada tu oficina hará una búsqueda en Google Maps de todas formas.

Utilizar formatos para resaltar partes de tu firma de email

Es importante que resaltes con negrita, o diferentes tamaños aquello a lo que quieras dar relevancia. Tu puesto dentro de la empresa, tu forma de contacto más adecuada, o tu nombre de skype pueden ser algunas partes que quieras enfatizar.

Sé Moderno

Un diseño de firma de email moderno es adecuado para muchos tipos de marcas. El estilo elegante, limpio y fresco es adecuado para crear una impresión atemporal, cuyo diseño no caduque con las modas.

Si piensas que un estilo de diseño moderno es adecuado para tu negocio, aquí tienes algunas cositas a tener en cuenta:

  • aspecto diáfano
  • fuentes atrevidas y limpias (evita las fuentes script o caligráficas)
  • diseño plano o semi-plano (evita las texturas o los efectos 3D)
  • un pequeño toque de color o un color vibrante
  • texto grande

Mercado de Opciones

Desde el momento en que tu firma representa tu marca, es buena idea disponer de varias opciones. También es conveniente disponer de opciones si tu firma necesita cambios.

Por ejemplo, si cambias de carrera o compañía, es necesario que cambies tu firma de email para reflejar la nueva posición. Además, si en la actualidad estás creando o renovando tu imagen de marca, sería una buena idea elegir una plantilla flexible que pudieses ajustar una vez hayas finalizado el aspecto de tu negocio.

Mantén la Sencillez 

Seguro que has oído el dicho, “menos es más”. Aplicado a tu firma, puede ser cierto. Si tu firma de correo electrónico está muy repleta o contiene un exceso de información, tu lector podría distraerse o saturarse. Además, algunas compañías requieren el uso de una firma de email sencilla y uniforme para todos los emails de la compañía.

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *