El término INDUSTRIA 4.0 hace referencia a la Cuarta Revolución Industrial en la que la tecnología es un valor definitivo de la expansión de un proyecto. Por tanto, los emprendedores deben hacer una inversión tecnológica para ajustar los medios al fin corporativo, siempre analizando las medidas efectivas desde las particularidades de cada caso. Las circunstancias de cada momento son importantes para cualquier emprendedor que valora la idea de montar su propia idea de negocio; actualmente atravesamos por una pandemia que ha obligado a muchas empresas; sin distinción, a innovar.  

El concepto de industria 4.0 surgió en Alemania, y éste, hacía referencia a los populares términos como pueden ser cuarta revolución industrial, ciberindustria, industria inteligente etc.

Aunque todos estos términos puedan ser muy futuristas, la industria 4.0 simplemente consiste en interconectar todas las partes de una empresa dando lugar a una automatización efectiva y una empresa más inteligente.

Innovación:

La innovación consiste en utilizar conocimiento para construir un nuevo camino que lleve a una determinada meta. Cada proceso de innovación es específico para cada caso, y muy probablemente no sirva para abordar otros retos; alcanzar el éxito comercial aplicando estrategias que permiten que los clientes compren.

¿Cómo innovar en la crisis?

La claves es la transformación digital del emprendimiento (TDE) es el conjunto de iniciativas estratégicas que cambian el modelo de negocio a nivel organizacional y de personas, que incorporan nuevas tecnologías y adapta los procesos centrados en el cliente y el mercado.

Iniciativas estratégicas TDE:

  1. Advisor: Es necesario encontrar un asesor con el que sea cómodo comunicarse y así la capacitación será más favorable.
  2. Cultura o actitud: Aquí tomamos en cuenta la resiliencia, actitud positiva, tele cultura, nuevas normas de organización, comportamiento y liderazgo; nuevas fuentes de conocimiento.
  3. Gente: Es importante armar equipos multigenerales (experiencia), empoderar a la gente con redarquía y no con jerarquía; implementar una nueva manera de reclutamiento donde no sea prioridad el título sino por habilidades que desarrollan los reclutados.
  4. Datos: Se encuentran en plataformas digitales como las redes sociales. Se debe brindar mejor información para el cliente, productos adaptados a sus necesidades, una experiencia especializada, agilidad a reaccionar ante la necesidad, colocación y rentabilidad de productos y planteamiento de hipótesis.

5. Gestión de la innovación: La idea debe irse gestionando para ser un método viable, que metodologías y herramientas utilizar. Además es importante quitar el gasto de energía incensario y también quitarle cualquier miedo al cliente para el uso de herramientas nuevas que sea placentero no que usamos

6. Modelo de Negocio: Una herramienta que te permitirá definir con claridad qué vas a ofrecer al mercado, cómo lo vas a hacer, a quién se lo vas a vender, cómo se lo vas a vender y de qué forma vas a generar ingresos. Es una herramienta de análisis que te permitirá saber quién eres, cómo lo haces, a qué coste, con qué medios y qué fuentes de ingresos vas a tener.

7. Tecnología: Disruptivas/exponenciales

8. Procesos: Es importante aprender a optimizar procesos en lo posible, hay que entender al cliente, omnicanalidad, entendimiento el comportamiento del cliente, economía de recomendación, suma de las estrategias

9. Marketing digital: Estrategia digital, marca digital, ventas digitales; incluir redes sociales

¡La industria 4.0 ya está aquí, forma parte de ella!

Ahora, el gran reto para las empresas no está simplemente en lo tecnológico, la mayor dificultad está en saber gestionar adecuadamente el cambio a la industria 4.0 y saber aprovechar al máximo las nuevas oportunidades que nos ofrece este concepto.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *